jueves, 08 de marzo de 2007
Cada 8 de marzo partidos, sindicatos, asociaciones, ayuntamientos, diputaciones y gobiernos de todas clases y colores sacan bonitos carteles sobre la igualdad de la mujer, hacen costosos anuncios en las televisiones y cuñas publicitarias en las radios de todo el país. Pero, después de este mogollón, las cosas se quedan en meros fuegos artificiales para quedar bien.
La igualdad de todo tipo se construye día a día, y en todos los sentidos. No podemos dejar estos temas para un sólo día del año, sino que hay que combatir la desigualdad los 365 días del año. Y no sólo la desigualdad entre hombres y mujeres, sino todo tipo de desigualdad: porque la infravaloración de la mujer, la homofobia, la xenofobia, la explotación económica o el racismo no son más que caras distintas de un mismo rostro, el rostro de aquellos que tienen la sartén por el mango y que se valen de su posición, condición social o poder económico para imponerse a los demás.
La igualdad no puede quedarse en palabras hermosas un sólo día. Los otros 364 días del año también hay que reivindicarla. Desde Izquierda Unida te invitamos a aportar, con nosotros, tu granito de arena.
Publicado por Desconocido @ 19:32
 | Enviar